A special day: acknowledgments to my father

The best person in the world

The best person in the world


English

The Spanish Ministery of Education has told me I had a National Price of Universitary Academic Excelency. The most important price I have ever had.

On such a day, I remember my mother, who has taken care of me and she goes on taking care of me. Without her dedication and discipline I had never had this price.

I remember my syster. Although we live in two different worlds, she has also helped me. She and my brother in law have made me happy with my nephew and goldson, and also helping me to convert my hut into a beautiful little mod-bohemian palace.

I remember a lot of good people, family and friends, and I will not mention them because I will almost certainly forget someone. Nevertheless, mi gratitude is special for the Sagrado Corazon de Jesús school and for all the people of the extinted degree in Humanities.

And first and foremost, I remember a person that passed away two years ago.The only person that, when nobody understood what I did, he did not understood neither, but he always supported me: father.

Aragonés

Dende o ministerio m’han comunicau que tiengo un Premio Nacional a la Excelencia en o rendimiento academico. O más alto premio que he teniu.

En un diya asinas, m’acuerdo de mai, porque ella m’ha cudiau y me cudia, y sin a suya dedicación y disciplina no hese teniu nunca ixe premio.

M’acuerdo d’a mía chirmana, que encara que vivamos en mundos esferents, tamién m’ha aduyau. Ella y o mío mío cunyau m’han feito feliz con o mío sobrino y fillau, y aduyando-me a fer d’o mío guariche un poliu palacet mod-bohemio.

M’acuerdo d’una ripa de buena chent, familiares y amigos, y que no mencionaré porque sino me dixaré a belún de seguras. Con tot y con ixo, o mío agradeiximiento ye especial t’o colechio Sagrado Corazón de Jesús y t’a toda la chent d’a extinta Licenciatura en Humanidatz.

Y sobre tot, m’acuerdo d’una persona que machó fa dos anyadas. A onica persona que, quan denguno no entendeba o que feba, el tampoco no lo entendeba, pero siempre me refirmó: pai.

Español

Desde el ministerio me han comunicado que tengo un Premio Nacional a la Excelencia en el rendimiento académico. El premio más importante que he tenido.

En un día así, me acuerdo de madre, porque me ha cuidado y me cuida, y sin su dedicación y disciplina no hubiese tenido ninguna ese premio.

Me acuerdo de mi hermana, Yralbert Romero, que aunque vivamos en dos mundos diferentes, también me ha ayudado. Ella y mi cuñado me han hecho feliz con mi sobrino y ahijado, y ayudándome a hacer de mi choza un bonito palacete mod-bohemio.

Me acuerdo de un montón de buena gente, familiares y amigos, y que no mencionaré porque sino me dejaré a alguno seguro. No obstante, mi agradecimiento es especial para el colegio Sagrado Corazón de Jesús y para toda la gente de la extinta Licenciatura en Humanidades.

Y sobre todo, me acuerdo de una persona que se fue hace dos años. La única persona que, cuando nadie entenía lo que hacía, él tampoco lo entendía, pero siempre me apoyó: padre.



Citar este post
Marco Antonio Joven-Romero (2015, 30 noviembre). A special day: acknowledgments to my father. ESTRICALLA. Recuperado 14 de junio de 2024, de https://doi.org/10.58079/ojl3

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.